Desde hace unos años miramos con mucha atención cada uno de los pasos que da Finlandia en su sistema social, educativo o económico. Consideramos que es un ejemplo y solemos referirnos a este país siempre que hablemos de educaciones alternativas, bajas maternales o conciliación laboral. ¿Por qué? Al parecer nos llegan las noticias de que todo lo que hacen les funciona muy bien, de que son muy felices a pesar del frío polar y la luz y la oscuridad y… claro, nosotros también queremos hacer cualquier cosa que tenga que ver con nuestra felicidad. Somos humanos.

¿Pero qué ha ocurrido con la jornada laboral? Hace algún tiempo corrió el rumor de que en Finlandia iban a establecer la jornada laboral de cuatro días y, aunque eso nunca llegó a suceder, la semilla había quedado plantada en algunas mentes de por aquí. Además, hace unos meses, Microsoft experimentó con mucho éxito en Japón la puesta en marcha del fin de semana de tres días haciendo alarde del aumento de productividad que había conllevado en su plantilla. La multinacional aseguró que la productividad no solo no se había visto afectada negativamente sino que aumentó un 40% durante esas semanas. Y fue en enero de este año 2020 cuando la empresa de Software DELSOL en Jaén estableció en su empresa la famosa reducción de la jornada laboral a cuatro días sin que el sueldo se viera afectado. De las 40 horas anteriores han pasado a 36 horas en horario de invierno y 28 en verano. Así, los trabajadores trabajan de lunes a jueves. Aunque fue difícil dar este paso por no gozar de referentes en nuestro país y haber tenido que estudiarlo detenidamente durante un tiempo, en poco más de un mes su éxito se ha extendido a otra empresa más: ayer la empresa granadina de salud Grupo Deluxe anunciaba la implantación del mismo horario, la jornada de cuatro días.

Durante un periodo de prueba piloto secreto para probar los posibles efectos que causaría a la productividad de la empresa, en el mes de noviembre la empresa había reducido su jornada para investigar cuáles serían los efectos de este cambio tan radical. Y para su gran sorpresa, la facturación de este mes fue la mejor de todo el año. Desde ahora, el Grupo Deluxe se une a este cambio como pioneros juntos a la empresa de jaén DELSOL en aportar un horario más cómodo a sus trabajadores permitiéndoles más tiempo de vida personal, mejor conciliación familiar y promoviendo notablemente su motivación ante el trabajo. Además, la supresión de un día de trabajo ha supuesto también un beneficio a nivel económico en cuanto a los gastos de la oficina que puede cerrar algunos de sus departamentos durante este día y es una decisión muy favorable para el medio ambiente: se reducen los desplazamientos al lugar de trabajo y, por tanto, las emisiones, y se ahorra la energía generada también en el lugar de trabajo.

Decisiones como esta parecen ser solo el comienzo de una nueva tendencia de iniciativas que buscan mejorar el rendimiento de la plantilla, reducir las bajas o el absentismo, atraer talento y mejorar, al final y al cabo, la vida tanto laboral como personal de todos los implicados. ¿Deberíamos plantearnos llevar a cabo alguna de estas medidas? ¿Es realista este cambio en cualquier tipo de empresa? ¿Qué ocurre con los autónomos?

Estas noticias nos puedan llevar a una reflexión sobre el trabajo no solo en cuanto a horas de jornada laboral sino en pensar cómo valoramos el trabajo, qué es lo que entendemos cada uno de nosotros por productividad y cuál es el objetivo vital y profesional de cada una de nuestras empresas o de nuestros oficios. Es posible que la solución para mejorar nuestra vida profesional no resida en la supresión de un día de trabajo sino en la reducción de horas cada día para salir antes y aprovechar más el día. O quizás solo sea necesario un cambio de horario: algunos trabajadores comienzan a trabajar a las 7:00h y terminan a las 15:00h. Otros profesionales deciden simplemente confiar en su equipo en cuanto a horas de trabajo aportando más flexibilidad y mirando únicamente por el trabajo realizado y no por las horas cumplidas. Seguramente una misma medida no resulte beneficiosa para todos y cada uno debe tomar la determinación de llevar a cabo un cambio diferente. Lo único universal y que realmente nos interesa a todos es que todos queremos disfrutar más de nuestro día a día, tanto de nuestro trabajo como de nuestra vida personal y quizás estas noticias nos están alentando a llevarlas a cabo.

Sarah Nur

Share This
X