Aunque a final de agosto ya empiezan las empresas a coger algo de ritmo, e incluso en la primera de septiembre los proyectos vuelven a salir de los cajones no es hasta el primer día de colegio cuando de verdad empieza el curso laboral. La vuelta al cole de los pequeños supone la vuelta al trabajo de los padres y con la reentrada de los niños en el colegio también los coworkers vuelven a La Solana a retomar su actividad laboral.

Pero, ¿Qué es mejor? ¿Volver al colegio o volver al coworking?

 

Los Reencuentros:

En el colegio: El reencuentro con los amigos del colegio no tiene precio; todo el verano haciendo miles de cosas para poder contarlo ahora a la vuelta. Los primeros días son para contar experiencias y enseñar fotos…

En La Solana: Aunque el reencuentro con los coworkers tampoco está mal, también se comparten experiencias y se cuenta que se ha hecho, aunque con una taza de café y un bizcocho en la mano. Y se enseñan fotos… de los pequeños haciendo cosas.

El Horario:

En el colegio: Vuelta al horario rígido, a entrar a la misma hora y salir a la misma hora, a los descansos de 5 minutos entre clase y clase y la hora pelada para comer.

En La Solana: Libertad total! Entra cuando quieras, sal cuando quieras, descansa todo el tiempo que necesites… solo miraras el reloj para saber si te ha cundido mucho o muchísimo el tiempo…

La Comida:

En el colegio: Hombre, no siempre la comida del colegio es mala… es solo que tanto puré… seamos sinceros, raro es el colegio en el que los niños están deseando que llegue la hora de la comida.

En La Solana: La comida es sana, es ecológica, tenemos nuestro propio huerto… y además siempre puedes probar de los tupper de los demás y  dejar que los demás cojan del tuyo.

Los jefes:

En el colegio: En el colegio siempre hay buenos profesores, pero también hay algunos… seamos sinceros, el de dibujo es muy enrollado, pero el de latín… a ese no hay quien lo salve. Y además, alguno seguro que este año te tiene manía.

En La Solana: Eres un emprendedor, o un autónomo y por tanto tu propio jefe y claro, tienes que estar siempre al pie del cañón; nunca dejas de trabajar y aun así no lo cambiarias por tener un jefe que te dijera lo que tienes que hacer… y si tienes la mala suerte de estar en La Solana y trabajar para una empresa… bueno, al menos solo ves a tu jefe por videoconferencia.

Las clases:

En el colegio: Hay clases divertidas, incuso puede que física y química te parezcan fascinantes… o que comentario de texto te encante… pero en algunas seguro que estás pensando más en el candy crush que en lo que dice el profesor.

En La Solana: Siempre la mejor formación, los cursos más interesantes, como los viernes que siempre hay un experiencia formativa diferente, desde cómo preparar un batido verde y rendir mejor laboralmente hasta como hacer un buen perfil de linkedin; todo en un ambiente cercano, divertido y estimulante.

Definitivamente  la vuelta al coworking gana por goleada… Quizá por eso en las noticias sacan a los niños llorando por entrar al colegio y aquí los coworkers entran siempre con una sonrisa.

 

Colegio vs coworking

Share This
X